Las retenciones: retenidas

Las retenciones: retenidas

Al mismo tiempo en que era entrevistado Julio Calzada, Alberto Fernández se reunía con la Mesa de Enlace y, como se pudo saber, el mandatario se comprometió a no aumentar las retenciones bajo la condición de que los representantes del campo cumplan su parte del acuerdo de revisar los aumentos de precios de la cadena de producción.

 

En diálogo con Infopork Radio, Julio Calzada, director de información y estudios económicos de la Bolsa de Comercio de Rosario, había adelantado el poco resultado que daría una suba de retenciones frente al aumento de los precios en los productos de consumo. El aumento los precios internacionales de los cereales y oleaginosas, según explica, no es más que una conjunción de diversos factores: por un lado una demanda muy fuerte de China que ha ido reconstituyendo sus stocks lo que hizo amentar la demanda de granos, por otra parte ha habido movimientos especulativos en Chicago con fondos especulativos que han ido comprando futuros de soja, maíz, trigo; al mismo tiempo las relaciones de consumo y de stocks en los granos a nivel mundial están marcando que los stocks están bastante ajustados; a esto hay que sumarle los problemas climáticos que tuvo Brasil y Argentina y la debilidad del dólar que tuvo un impacto en los granos.  Esta conjunción, que determina el alza de los precios internacionales, es una buena noticia para la generación de divisas  pero es un elemento de preocupación para el precio de los alimentos.

 

El gobierno incita a los privados a que presenten propuestas sobre cómo lograr este desacople entre los precios internacionales de los granos y los precios domésticos de los alimentos; desacople que, según Calzada, ya está planteado.

 

“La inflación en Argentina tiene que ver con otro tipo de componentes: hay formadores de precios, hay procesos de concentración en la oferta que se dan en distintos mercados; la inflación es un fenómeno complejo que va más allá de un mero cambio de retenciones. La participación de los granos concretamente en la conformación de los precios de los alimentos, tiene una influencia relativamente baja, se pueden llegar a aumentar las retenciones y lo que terminemos viendo es un impacto muy reducido en la baja del precio final del producto” argumenta Calzada.

 

Casi adelantándose a lo que se confirmó al rato, para el entrevistado: “las retenciones no son una salida mágica. Hay que buscar una manera que no desincentive a los productores, que no genere una sojización y que no haga caer las exportaciones porque a las divisas las necesitamos para el funcionamiento de la economía”.

 

Calzada se muestra optimista con las instancias de diálogo planteada entre el gobierno y los diferentes actores, ve canales de diálogos abiertos, y un animo superior de dialogo que va a permitir zanjar las diferencias. “Creo que se han aprendido las lecciones del pasado”, confía.

 

Redacción Infopork