Uso de ractopamina en la terminación de los cerdos.

Uso de ractopamina en la terminación de los cerdos.

El siguiente material es un breve resúmen del uso de la ractopamina en nutrición porcina. Queremos hacerles llegar la información pertinente de esta nueva tecnología para estar preparados al momento en que pueda ser utilizada, pues a la fecha su uso no es permitido en nuestro país.
El efecto de la ractopamina es liberar nutrientes y estimular la síntesis de proteína en los animales por lo que se puede evidenciar una importante mejora de la ganancia de peso, de la conversión alimenticia y de algunos parámetros de la carcasa. El efecto de la ractopamina sobre estos parámetros puede ser explicado por las alteraciones metabólicas provocadas por el aditivo, principalmente por las síntesis proteica (Schinkel et al., 2003), ya que el aumento de la proteína en  la carcasa agrega 35% de agua ligada al músculo (Marinho et al., 2007).
Sin embargo la respuesta al uso de ractopamina disminuye con el tiempo, siendo más pronunciada durante las dos primeras semanas,  reduciéndose posteriormente (Dunshea et al., 1993a; Sainz et al., 1993b; See et al., 2004) principalmente debido a la retroregulación de los receptores ß (Sainz et al., 1993ª), por lo que no es posible utilizarla por mucho tiempo, siendo el período normal de uso de 21 a 28 días, aunque hay estudios en los que se deja un bache para que los receptores vuelvan a la normalidad y se comienza a usar nuevamente, esta no es una práctica habitual.
El período más apropiado para ser utilizada es al final del engorde debido a que esta es la categoría en la cual los animales están destinando más cantidad de nutrientes para la síntesis de grasa y la síntesis de proteína esta cayendo en este momento, es entonces cuando mayores
ventajas se obtienen. (Rikard-Bell et al, 2009).
Los resultados respecto a ganancia de peso, conversión alimenticia y al magro con el uso de ractopamina son en general dosis dependiente (Dunshea, 1993; Dunshea et al., 2005; Rikard-Bell et al., 2007).  ) y no se observan variaciones en el consumo de alimento (Adeola et al., 1990; Gu et al., 1991; Yen et al., 1991, Marchant-Forde et al., 2003; Armstrong et al., 2004; See et al., 2004; Weber et al., 2006) o incluso puede decrecer un poco (Adeola et al., 1990; Watkins et al., 1990; Mitchell et al., 1991; Brummetal., 2004; Carretal., 2005; Mimbsetal., 2005) en Rikard-Bell et al, 2009.
Muchos estudios tempranos fueron conducidos con una dosis de 20 mg/kg. de alimento donde las respuestas en la carcasa son máximos (Armstrong et al.,2004) pero si embargo esta dosis en muchos países no presenta el mejor retorno a  la inversión. (citado en Rikard-Bell et al, 2009.)
Presentamos a continuación de manera muy resumida algunos resultados experimentales para que pueda Ud. visualizar las respuestas esperadas ante la inclusión de esta nueva tecnología.
Que podemos esperar en relación a la mejora de ganancia daría de peso.
Según Andretta et al, 2011 por cada miligramo de ractopamina por kg de dieta se puede esperar 0,008 g de mejora en la ganancia diaria. Neil et al, 2010 con una dosis de  10 ppm tuvo una gpd de 1 kg. vs. 0,94 kg., mientras que Rikard-Bell et al, 2009  con una dosis escalonada de 5 y 10 ppm. logró mejorar la gpd de 1,13 a 1,25 kg/día.
Respecto a la mejora en CA podemos esperar lo siguiente De acuerdo con el trabajo de  Andretta et al  2011 se puede obtener por cada miligramo por kg de ractopamina, 0,002% de mejora en la conversión alimenticia. Según Neil et al, 2010 una dieta con 10 ppm de ractopamina logra una CA de  2,857 versus 3,03 del control  y para Rikard-Bell et al, 2009 con una dieta escalonada de 5/10 ppm se logró obtener 2,727 versus 2,9325 que tuvo el control.
Respecto a Magro y Área de ojo de bife (AOB) nuestras expectativas podrían ser según meta-análisis de Keifer et al, 2009. la respuesta que podríamos esperar se encuentra en el siguiente cuadro.
En otro experimento de Rikard-Bell et al, 2009 se logró producir 26 kg de magro en la media res respecto de 23,5 que tenia el control aplicando una dieta escalonada con 5/10 ppm de ractopamina.
Es necesario mencionar que existen trabajos demostrando que la acción de la ractopamina como moduladora de la deposición de proteína merece una formulación acorde y capaz de proporcionarle al animal la cantidad de aminoácidos que precisa para poder llegar a maximizar el resultado de esta tecnología, y esta será nuestra tarea técnica en el futuro si esta tecnología nos llegase, para colaborar con nuestros clientes en alcanzar el mejor retorno económico de su explotación porcina.
Instagram Feed
Something is wrong.
Instagram token error.