Peste Porcina Africana en Alemania: una nueva etapa

Peste Porcina Africana en Alemania: una nueva etapa

A partir de la semana que viene, Julia Klöckner, la ministra de agricultura alemana, ha permitido cazar jabalíes en una zona de 5 km de ancho alrededor de la primera de 4 zonas contaminadas en Alemania, que comprende áreas de los distritos de Oder-Spree y Spree-Neisse. El corredor de la denominada “zona blanca” se ha equipado con vallas en el interior y el exterior. Al disparar a todos los jabalíes allí, el objetivo es crear una zona libre de jabalíes, para que el virus no se propague a través de la migración de jabalíes contaminados.

 

La intención es eventualmente crear zonas blancas alrededor de todas las zonas de infección en Brandeburgo. Este enfoque está siendo aconsejado por especialistas del Equipo de Emergencias Veterinarias de la UE (EUVet); ha sido un método exitoso probado.

 

Búsqueda de cadáveres de jabalí

 

Simultáneamente con la instalación de la zona blanca, la búsqueda de cadáveres de jabalí continúa dentro de las zonas núcleo. Se han encontrado en 4 distritos alemanes diferentes. Por el momento, el recuento es de 150. La gran mayoría de estos se encontraron en el estado de Brandeburgo (149) y uno fue baleado en el estado de Sajonia.

 

El sindicato alemán de productores de cerdos (ISN) ha respondido estar contento con la iniciativa y ha pedido a las autoridades de Brandeburgo que apliquen la medida “de forma coherente y sin compromisos”.

 

Más cooperación con la República Checa y Polonia

 

Klöckner también declaró que en la batalla contra la PPA habrá una mayor cooperación con la República Checa y Polonia. Lo dijo durante una videoconferencia con sus compañeros Grzegorz Puda (Polonia) y Miroslav Toman (República Checa). La idea es no solo coordinar iniciativas a nivel ministerial, sino también a nivel de autoridades veterinarias.

 

Las autoridades alemanas también están en conversaciones con Japón, Corea del Sur y China para conseguir una política de regionalización aceptada política y técnicamente. Eso significaría que Alemania podría exportar desde estados constituyentes no infectados. Actualmente, la situación de la peste porcina africana en Alemania ha ido agravando una situación ya difícil, relacionada con el Covid-19, con una abundancia de cerdos de engorde esperando su turno en el matadero, lo que ha provocado presiones sobre los precios.

 

Fuente: pigprogress.net